UN DONALD TRUMP PERUANO

0
153

Publicado por Alejandro Ramírez el 14 de noviembre de 2016 en el Diario UNO

La victoria del candidato republicano Donald Trump como nuevo presidente de Estados Unidos ha dejado atónito a todo el mundo. Cuando anunció en junio del 2015 su intención de postular a la presidencia, casi nadie lo tomó en serio. Sin embargo, en la reciente elección, cual huracán arrasó con el establishment político de la nación más poderosa del orbe. Algo que no estaría lejos de darse en el 2021 en nuestro país, teniendo a un Donald Trump peruano que se adjudique la presidencia del Perú.

¿Cuál ha sido la estrategia para que este multimillonario americano se haga de la presidencia de Estados Unidos contra todo pronóstico? La respuesta la podemos encontrar en que Trump supo interpretar los sentimientos de rabia del pueblo americano y diseñar una estrategia con un mensaje directo, muchas veces desfachatado, pero cargado de dosis de verdad, que hizo descargar las frustraciones de un electorado decepcionado del mal accionar de los políticos estadounidenses. Su discurso virulento anti Washington y anti Wall Street, caló y conectó con los electores de una clase trabajadora golpeada con la globalización y desesperanzada de la política.

Otro mérito de Trump, ha sido el presentarse como el anti político, “Los políticos no actúan”. “Yo soy lo contrario”, repetía siempre. Este discurso conectó con un amplio sector de la sociedad blanca temerosa de seguir perdiendo privilegios en un país cada vez más diversificado. Su emblemático lema “Haz de América, un país grande de nuevo” fue contundente. Penetró hondo en una clase social descontenta con el modelo de país que dibujaba Barack Obama. No concebían que un hombre afroamericano haya podido llegar a mandar en la Casa Blanca.

Otro factor que influyó en la victoria de Trump, fue la enorme antipatía que siente un gran sector del pueblo americano por Hillary Clinton. El 60% de los votantes tiene una opinión desfavorable de la ex secretaria de Estado.

La victoria de Trump tiró por los suelos los pronósticos de las encuestadoras que daban como ganadora a Hillary Clinton. Y, como ya había pasado con el Brexit en Inglaterra y la victoria del “No” en Colombia, esta vez volvieron a equivocarse, no sabemos si por mala metodología o por intereses subalternos. Algo anda mal en las empresas de sondeo de opinión.

El triunfo de Trump es inobjetable, digno de un férreo peleador de lucha libre. Será que por algo a Trump le encanta este deporte de fuerza y resistencia.

Este empresario multifacético y exitoso por excelencia, está dejando una lección al mundo de cómo demostrar fortaleza para salir adelante ante las mayores adversidades que se pudieran presentar en la vida. Es un emprendedor nato, que ha hecho riqueza a base de esfuerzo y perseverancia, logrando su mayor tesoro al alcanzar la presidencia del país más poderoso del planeta. Salvando distancias, esto también podría suceder en el Perú en las elecciones del 2021. No habrá que descartar este escenario donde algún empresario emprendedor, hecho de abajo y con dosis de nacionalismo al estilo Trump, podría arrasar con el establishment político del país y alcanzar el sillón de Pizarro. Después de la intentona de Acuña en la elección pasada, hay otros que intentarán este reto. Su lema podría ser tentativamente “Haz del Perú, un país próspero”. Y, en esta lista podrían estar alguno de los hermanos Añaños, el médico, abogado y empresario Luis Quito, y podrían seguir muchos más…

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here